¿Quién no ha utilizado esta frase alguna vez? Pero…….. ¿Nos la creemos realmente? Pienso que este es uno de esos casos donde, la mayoría de las personas, utilizamos frases de un calado espectacular, de una manera superflua y sin tomar conciencia de todo lo que significa.
La esperanza de vida prácticamente se ha doblado en los últimos siglos,  y nuestro organismo comienza a resentirse, llegando a las edades avanzadas en la mayoría de los casos, en malas condiciones y con muchas disfunciones, debidas principalmente al descuido y maltrato que le hemos propinado desde años atrás.
Cuantos disgustos y cuanto dinero ahorraríamos (público y privado), si todos desarrolláramos una cultura del cuidado de nuestro organismo, contemplándolo como un todo aglutinador de muchas parcelas: física, mental, social, emocional, etc. Tenemos toda la capacidad necesaria para llegar en buenas condiciones a la vejez, pero para ello es necesario que revisemos nuestro estilo de vida, nuestros hábitos y que desarrollemos un aprecio y amor verdadero por nosotros mismos y por lo que significamos.
Estas ideas, me han venido a la cabeza, porque ayer mantuve una reunión para hablar de futuros proyectos, con la responsable de una organización enclavada dentro del sector médico/salud, que me hizo darme cuenta de cuanta labor falta todavía por desarrollar y cuanto nos queda por divulgar.
Me encantó observar como su misión, visión y valores están totalmente alineados con la idea de generar bienestar y salud en el ser humano a través de la prevención, sin tener que ser reactivos una vez generada la enfermedad. Gran parte de su actividad está enfocada hacia la sensibilización y divulgación de un estilo de vida sostenible y tremendamente beneficioso para todos nosotros. Sus profesionales están sensibilizados con los valores de la compañía y con “su causa”, creen en el proyecto y son conocedores de la importancia de su labor, mostrando una gran predisposición hacia el aprendizaje continuo y el desarrollo de sus habilidades para poder llegar a más personas y transmitir con más pasión, si cabe, su mensaje.
Ante esto, solamente bastarán unos pequeños ajustes para potenciarlos como equipo, cuidar la parte emocional del colectivo y utilizar el coaching para desarrollar a las personas clave, con la finalidad de seguir desempeñando esta “magnífica labor” con una mayor eficacia y rendimiento. Como comprenderéis, esto es más que un proyecto para mí, es una manera de poder aportar mi granito de arena al bienestar de toda esa creciente población que cada día tiene más claro, que su mayor proyecto en la vida…………. Son ellos mismos.
Gracias María, por dedicar tu labor profesional y la de tu equipo a generar bienestar en la población.

Con este sistema solo debes seguir los mismos pasos que yo hice para obtener los mismos resultados que yo tuve, las jornadas laborales extenuantes. Como se debe medir un pene Buy Cialis Online amazon y principio activo de este producto o con nuevas marcas y nuevas presentaciones.